Medicina Deportiva

¿QUÉ ES LA MEDICINA DEPORTIVA?

La medicina deportiva es la especialidad médica que estudia la aptitud para la práctica del deporte, trabajando la prevención como el tratamiento de patologías derivadas de la práctica deportiva. Así pues, esta especialidad se encarga del cuidado, asesoramiento, diagnóstico y tratamiento necesarios para practicar deporte de forma segura.

Responsabilidad

En Uk Medi a través de nuestros profesionales, estudiamos los efectos del ejercicio y la actividad física en el organismo del atleta. Contemplamos tanto el tratamiento como la prevención de lesiones.

Use el control deslizante para comparar el antes y despues.

CONTAMOS CON EL TRATAMIENTO PARA LA ARTROSIS DE RODILLA

El ácido hialurónico ARTHROMIC, es un compuesto implantable natural, se obtiene de la biofermentación, se indica para el tratamiento de la artrosis de rodilla

¿EN QUE CONSISTE LA MEDICINA DEPORTIVA?

La medicina del deporte se basa en varias disciplinas:

Prevención y tratamiento de lesiones relacionadas con el deporte.

Control y seguimiento del rendimiento deportivo.

Prevención y tratamiento de enfermedades (hipertensión, diabetes, obesidad, cardiopatías) con la prescripción de ejercicio físico.

Consejos sobre nutrición y estilo de vida.

  • Ácido hialurónico ARTHROMIC 50MG/2ML.
  • IONGEN ALLOGRAFT LÍQUIDO AMNIÓTICO.
  • Plasma rico en factores de crecimiento PRFC.

LESIONES DEPORTIVAS

Las lesiones deportivas más comunes por las que los pacientes acuden a las consultas de medicina deportiva son:

Esta lesión es muy habitual en la práctica deportiva, pero también en la actividad diaria. En la mayoría de los casos se produce debido a un movimiento del pie hacia dentro que provoca tensión en los ligamentos. El esguince puede ser leve cuando se producen microroturas en los ligamentos, moderado, cuando hay una rotura parcial en los ligamentos y grave cuando la rotura de los ligamentos es total. Los síntomas más habituales son el hematoma y el dolor.

Se da principalmente en deportes de impacto o en los que la práctica se realiza sobre superficies inestables.

Consiste en la rotura de las fibras que componen el músculo. Afecta generalmente a músculos de miembros inferiores como los gastrocnemios, los isquiosurales y cuádriceps. El desgarro muscular o rotura de fibras puede producirse por un golpe o contusión, o por una contracción brusca del músculo. Su gravedad viene dada fundamentalmente por el número de fibras musculares desgarradas en la lesión. El síntoma principal es un dolor repentino, agudo y localizado.

Es una de las lesiones más frecuentes en todo tipo de deporte.

Conocidas popularmente como tendinitis, consisten en la inflamación del tendón de manera crónica, es decir, de un largo período de tiempo, que da lugar a micro-roturas en el tejido tendinoso. Las tendinopatías más frecuentes son las relacionadas con los tendones rotuliano, epicóndilo, supraespinoso y Aquiles y se dan en cualquier práctica deportiva. Los síntomas son el dolor, la inflamación y la pérdida de movilidad.

Los calambres son espasmos musculares que se producen principalmente debido a la hiperactividad del músculo por ejemplo, al realizar ejercicio físico, así como la falta de reposición de sales. Por tanto, si realizamos una actividad física más intensa de lo habitual y no tenemos una buena hidratación, es altamente probable que los padezcamos, aunque también pueden estar asociados al embarazo, a enfermedades vasculares o a enfermedades endocrinas.

Si padecemos un calambre, debemos parar el ejercicio, masajear y estirar la zona afectada.

Quizá la lesión más seria que puede afectar al hueso. Las causas más frecuentes de las fracturas son una caída o una actividad muscular excesiva que se alarga en el tiempo. En la mayoría de casos, se requiere de inmovilización, reposo y rehabilitación, así como en los casos más severos, de cirugía.

En ambos casos, requiere una recuperación progresiva posterior.

¿Quisieras conretar una cita?

× ¡Comunicate con nosotros!